Firmar un poder notarial en España para que se use en Argentina es más sencillo y barato de lo que parece. 130€ y 10 días es todo lo que necesitarás, si todo va bien.

Una consulta habitual es la de argentinos que quieren hacer un poder a un amigo o familiar en Argentina. Podés hacer un poder general amplio o un poder especial. En el primer caso, el familiar o amigo apoderado tendrá plena capacidad para actuar. En el segundo caso se especifica qué se puede hacer.  Por ejemplo, un poder especial puede ser solo para firmar la venta de un vehículo.

Por eso, el primer paso antes de otorgar un poder es definir qué se quiere hacer con él.  Luego, estos serán los pasos a seguir:

1) Redacción del poder

El texto del poder puede escribirlo la notaría que se elija en España, con los datos que vos le digas y tendrá validez en Argentina. Sin embargo, lo ideal es que lo escriba como borrador el notario que vaya a recibir ese poder en Argentina. Por ejemplo, si vendés una propiedad en Argentina pedí que el notario que actuará en esa venta te pase un modelo con lo que debe decir el poder. Un abogado que conozca el sistema notarial y legal argentino también puede redactar el poder.
Es mejor hacerlo así, porque un notario en España podría emplear ciertos datos o palabras técnicas que no se usan en Argentina, y no emplear otras que sí son necesarias. Incluso hay notarios españoles que se niegan a escribir el texto del poder y piden que se les dé un modelo. 

2) Elegir una notaría en España

Es donde irás a firmar el poder, por lo que será mejor si te queda cerca. Cualquier notaría puede realizar un poder para Argentina. Los honorarios habituales en Barcelona son cercanos a 100€, pero puede variar según la notaría y según la región de España. Consultá primero, y luego enviales por email el texto del poder y los datos que debe incluir. Según lo ocupada que esté la notaría, te darán cita para ir a firmar entre 3 días y una semana después de que tengan todos los datos.

3) Poner la Apostilla de La Haya

Éste es el paso más sencillo. Se trata de llevar el poder que te dieron en la notaría al Colegio de Notarios más próximo y pedir que le pongan la Apostilla de La Haya. No se pide cita y la atención es muy rápida, al menos en Barcelona. Por si acaso, consultá la web del Colegio de Notarios de tu zona.

Tendrás que dejar el poder y volver a recogerlo en la fecha que te digan, que suelen ser tres días hábiles. El coste de la Apostilla varía entre 10 y 30€ según cada Colegio de Notarios. Si tenés prisa, podés pedir que se haga por el sistema urgente y lo tendrás listo al día siguiente. Pero hay que pagar el doble o más, según cada Colegio.  

La Apostilla de La Haya es un timbrado o sello sin el cual el poder no es válido en Argentina. Las notarías también realizan esta gestión, pero te saldrá un poco más caro y no será más rápido.

4) Mandar el poder a Argentina

Una vez que el poder está apostillado, solo queda enviarlo a Argentina. No hace falta hacer ninguna gestión en un consulado argentino en España. Recomendaciones: quedate con una fotocopia del poder y enviá el original a Argentina de la manera más segura que puedas encontrar.

Y eso es todo. 

¿Pero no necesito un abogado? Para la redacción del poder podés contratar a un abogado especializado en las normas argentinas. Así te asegurás que no habrá ningún inconveniente a la hora de usarlo en Argentina.  Pero no es imprescindible hacerlo. 

En síntesis, hacer un poder en España para usar en Argentina cuesta alrededor de 130€ si te encargás vos mismo de todo el proceso. O sea, si ya tenés el texto del poder, contactás la notaría en España y hacés el trámite de la Apostilla de La Haya, todo te saldrá unos 130€. 

MBT Abogados ofrece el servicio de redacción de poderes, con tarifas desde 370€ según el tipo de poder.